UNA PALABRA, NO DICE NADA Y AL MISMO TIEMPO ESCONDE TODO, UNA MIRADA, NO DICE NADA Y AL MISMO TIEMPO LO MUESTRA TODO

sábado, 5 de mayo de 2012

UNA PAREJA DE HECHO


Un día leí en el muro de una amiga:  Si quieres conocer a un amiguito, dale un carguito,  y si quieres conocerlo mejor   ¡ quítaselo !
El cinismo y el oportunismo son dos compañeros inseparables, que tienen una rara habilidad para detectar los centros de poder y así vestirse y mimetizarse para el combate, y demostrar que están con ellos desde siempre, con los que mandan.

 



En las empresas, partidos políticos, y otros conglomerados, suelen darse estos especímenes, que camuflados en una aparente amabilidad y lealtad a toda prueba, se congracian con su jefe, para beneficiarse de los beneficios del poder y conseguir algún ascenso personal y algunas otras prebendas

Estos  actores profesionales que tienen tal dominio escénico, que engañan a sus compañeros de trabajo, al equipo  y al entorno que lo rodea. Su forma de vivir es parasitaria, y su inseguridad personal hace que todos lo detecten y rechacen
Estos superdotados del oportunismo son hábiles, manejan situaciones en forma solapada, subterránea, intentando no producir anticuerpos y evitar ser detectados.

Nadie pensaría que son ambiciosos, ya que simulan una dedicación a su trabajo que parece incuestionable, pero escondidos detrás de esta postura intachable, hay unos ojillos vivaces que están atentos a las variaciones climatológicas del poder.

Si por alguna circunstancia, cambia su jefe directo, se las ingeniará para atrapar al nuevo jefe en su compleja telaraña y demostrarle una lealtad inquebrantable, tal como lo hizo con su antecesor. Si las defensas del recién llegado están bajas, logrará introducirse en el grupo de los escogidos y se pondrá a salvo, de alguna purga stalinista que pudiese ocurrir.

El alto consumo de energía que requiere esta habilidad, les hace vivir tensos, aparentando una calma a toda prueba. Sin embargo al llegar a su casa, se quitan la máscara agotados por este esfuerzo constante, y algunos logran alivio con una generosa dosis de alcohol. La gran mayoría son bebedores solitarios, y con alguna regularidad, despiertan al día siguiente cuando el sol empieza a declinar.

¿Cómo descubrir estos especímenes incrustados en la organización?

La fórmula es simple, darle lo único que desea, algo de poder. En forma inmediata, se verá un cambio, ya que es la gran oportunidad que han esperado por largo tiempo. A partir de ese momento, la mansa oveja se transformará en felino, con largas y dolorosas uñas que enterrará cada vez que pueda, en las carnes de sus antiguos amigos

El goce que le produce el poder es incontrolable. Se encargará de demostrar a quienes lo confundieron con un ovino, que siempre fue un felino ambicioso y enjaulado.

Intentará demostrar que el círculo es cuadrado, demostrando que su comportamiento anterior, es idéntico al actual, y antes callaba, lo que ahora propala a los cuatro vientos. Es sólo una diferencia de matiz.

Y para terminar, a modo de resumen una buena pareja de hecho está formada por  los cínicos y los oportunistas, aunque ocasionalmente se casan para un periodo más o menos largo  de aproximadamente cuatro años……..  Luego …. Luego ya se verá.

No hay comentarios: